rendimiento-academico-caritas-felices-de-maria

10 consejos para mejorar el rendimiento académico de los niños

1. Indaga y averigua la causa del bajo rendimiento. Para ello presta atención al pequeño y a su manera de aprender. Ante cualquier duda consulta con un especialista. En el caso de las dificultades de aprendizaje y malestar emocional debemos solventar estos factores para mejorar el rendimiento. Nos centraremos en los consejos para mejorar su rendimiento académico desarrollando su hábito de estudio y con ello su capacidad de aprender a aprender.

2. Crea una rutina de estudio que contribuya a la consolidación del hábito. Para ello establece un horario y un espacio fijo para hacer las tareas escolares y para el estudio.

3. Ayúdale a crear un plan de estudio y síguelo.

4. Edúcales para desarrollar su responsabilidad y su capacidad de esfuerzo. Sacar buenas notas no siempre es fácil, requiere de un esfuerzo que deben estar dispuestos a hacer. Es importante que desde pequeños les enseñemos a ser responsables y a esforzarse para lograr sus metas. Para ello les ayudaremos a planificar metas accesibles, y reforzaremos la consecución de las mismas.

5. Emplea la disciplina positiva y un nivel de exigencia adecuado. Exigirles demasiado no siempre es bueno, puede dar lugar a una tensión innecesaria. No todos los niños siguen el mismo ritmo, ni tienen las mismas capacidades, nuestra exigencia más que en la obtención de una determinada calificación debe estar centrada en la realización de sus tareas y deberes escolares diarias.

6. Proponle objetivos que supongan un reto, pero que sean asequibles.

7. Enséñale diferentes técnicas de estudio, para sintetizar la información (subrayado, resumen, etc.) y para organizar y relacionar la información (esquema, mapa conceptual).

8. Ayúdale a desarrollar su capacidad de demostrar lo aprendido. A veces, saben más cosas de las que luego demuestran. Es por ello que desarrollar su capacidad de expresión es algo imprescindible.

9. Averigua qué puede estar provocando una desmotivación y falta de interés. Habla con él y ayúdale a ver la importancia de sus estudios y su formación para su desarrollo personal y para su futuro. Trata de hacerle ver la relación que tienen algunos conceptos con su día a día para despertar su interés.

10. Refuerza sus buenas notas, y ayúdale a darse cuenta de lo que ha hecho para obtener buenas calificaciones.

Comenta esta noticia:

Comentarios

To Top
Shares